Con el frío presente pero con un gran calor humano entibiando el ambiente, además de una agradable música que sonaba en vivo por parte de la Banda Ramal, el pasado viernes 18 de julio, a las 20.00 hrs. se abrieron las puertas del Salón de Honor del ex Congreso Nacional, para que cientos de personas rindieran homenaje a Laura Rodríguez, quien fuera diputada humanista entre 1990 y 1992. Cuando se cumplieron 22 años de su partida y con el esfuerzo de sus familiares, la fundación que lleva su nombre y el diputado Vlado Mirosevic, se lanzó el libro “A quien quiera escuchar”, que reúne sus columnas e intervenciones, sus vigentes propuestas políticas y sus declaraciones respecto al tema de la muerte, cuando encaraba su enfermedad.

    DSC00263(Fotos de Prensa Partido Humanista)

    Luego de la proyección de un video que agrupaba las acciones de la “Lala” en ejercicio legislativo y las declaraciones que ella hizo en la prensa de la época, subió al escenario Simón Ergas, hijo de la diputada humanista y editor del libro -con La Pollera ediciones. Con un discurso colmado de emoción, Simón compartió la lectura de la nota editorial del libro que él mismo escribió y que termina así: “Cuando Lala murió no sentí pena. Fue tan grande lo que dejó andando en este mundo que se hizo imposible percibir su ausencia. Recuerdo, con tintes de ensueño, el momento luminoso en que el cortejo fúnebre pasó junto al mercado y desde las florerías nos llenaron de colores. Ella hablaba como si de verdad la muerte no existiera. Eso, que no quedó escrito, también lo quisimos rescatar en esta edición”.

    Tras un instante de profunda reflexión, Simón Ergas continuó leyendo: “Una de las cosas que me dejó mi madre es un cuento que escribió poco antes de que naciera. El texto termina así: “No, no te dejaré, sé que no cortaré tu proyecto. Mi huida vida puede fracasar, mi absurdo cuerpo puede fallar, pero tú, tú…¡existe hombrecito!”. Por eso estoy acá, es nuestra editorial la que publicó este libro y hemos realizado el proyecto con un cariño desmedido”.

    DSC00266
    Luego de esta sentida intervención, subió al escenario el diputado Vlado Mirosevic, quien en medio de honestas lágrimas mencionó las razones de por qué se identificaba con la Lala, contando que cuando sólo tenía 14 años llegó a sus manos el libro original “A quien quiera escuchar”, texto que inspiró completamente su intención política y engendró sus ganas de colaborar por un Chile más justo e inclusivo. Además, Mirosevic agradeció inmensamente la voluntad y labor política y social del Partido Humanista, por su histórica y coherente lucha en función de humanizar la tierraContinue reading

    image001
    Cuando se cumplen 22 años de su partida, la diputada humanista Laura Rodríguez sigue muy presente y su discurso, convicción y fuerza se mantienen muy vigentes. Y es que su lucha fue siempre coherente y su determinado compromiso social en defensa de los derechos de los seres humanos, la mantuvo trabajando junto a las minorías sexuales, al pueblo mapuche, por la igualdad de géneros, por la construcción de una democracia participativa, por la dignidad de los trabajadores, entre muchas otras banderas humanistas que hasta la actualidad no hemos logrado solucionar como país.

    Al experimentar con los textos que la “Lala” -como le dicen sus familiares y amigos- escribió y sus elocuentes declaraciones, se percibe claramente el entendimiento respecto del valor del ser humano. Su gran voluntad política tenía la intensión de cambiar las gigantes desigualdades, que hoy son aún más agudas. “Mientras no se ponga otro valor por encima del dinero, no vamos a poder cambiar. Hay que entender que el valor central es el ser humano y no el dinero”, dijo en una entrevista para la televisión. Pero la frase que sería su impulso mobilizador para legislar entre los años 1990 y 1992 es: “DE CARA AL PUEBLO Y DE ESPALDAS AL PARLAMENTO”, frase que le da sentido a todo su trabajo.

    Vlado Mirosevic, diputado de la bancada Independiente, a los 14 años leyó el libro de la “Lala” y desde entonces se siente completamente inspirado por lo que ella planteó. Sus propuestas y lenguaje, marcaron el estilo de hacer política de Mirosevic quien, junto a los familiares de la diputada humanista y la Fundación Laura Roríguez, nos invitan a rendir un sentido homenaje que celebra la trascendencia de esta mujer.

    Les dejamos la invitación para participar del lanzamiento del libro “A quien quiera escuchar”, que fue re-editado para su publicación, en un acto que se realizará en el Salón de Honor del ex Congreso Nacional (Catedral #1158), mañana 18 de julio, a las 19. 00 hrs.

    Acompáñenos para que juntos recordemos el legado de Laura Rodríguez, con paz, fuerza y alegría.

    Les dejamos un video que de alguna manera refleja su fortaleza, coraje y convicción.

    header

    El Partido Humanista Internacional repudia las acciones militares de Israel en territorio palestino y manifiesta su solidaridad con el pueblo que sufre una agresión de inusitada violencia y la amenaza de mayores atropellos.

    Asimismo denuncia la campaña de desinformación que ha obstaculizado expresiones de solidaridad en muchos lugares del mundo y la manifiesta inoperancia de las Naciones Unidas.

    La decisión del gobierno de Israel cuenta con el apoyo explícito de los Estados Unidos y la complicidad de los países de la OTAN-NATO y el rechazo de su propia población que está siendo reprimida fronteras adentro por el gobierno de derecha de Netanyahu.

    La comunidad internacional está comenzando a buscar claridad y precisión para lo que se denomina con ligereza conflicto palestino–israelí, cuando en realidad se trata de una avanzada territorial de Israel que omite toda consideración humanitaria.

    Cada vez que ocurren estos reiterados enfrentamientos que ya desde 2008 se han vuelto constantes y reducen el territorio de Gaza y Cisjordania, la mayoría de los países se pronuncian inútilmente en “favor de un Estado Palestino y del cumplimiento irrestricto por parte de Israel de las resoluciones de Naciones Unidas, que se violan en forma permanente.” Es evidente que con manifestaciones de repudio y exhortaciones a la paz no se consigue absolutamente nada y hay que avanzar con resolución en la toma de posiciones frente a la crueldad manifiesta del gobierno israelí.

    Los humanistas llamamos a las personas de buena voluntad en todo el mundo a presionar a las organizaciones sociales, sindicales, políticas, culturales y de cualquier otro tipo a las que pertenecen, a desarrollar todas las acciones necesarias para condenar el accionar violento del gobierno de Israel, concretar acciones de solidaridad con el pueblo palestino, denunciar la manipulación mediática y parar este genocidio.

    Llamamos igualmente a realizar acciones de resistencia a las agresiones de Israel, de forma creativa y no-violenta, como puede ser el rechazo a los productos israelitas, a sus empresas y negocios presentes en los diferentes países, y a dirigir mensajes de repudio a esta política a los consulados y embajadas de Israel en todo el mundo, con copia a los representes de la ONU en cada lugar.

    Finalmente, destacamos la valentía de miles de ciudadanos israelistas que se oponen a la guerra y actúan en su propio país tratando de parar la masacre. Existen grupos de madres judías y palestinas que trabajan por la paz. Debemos darle todo nuestro respaldo y visibilidad por las redes sociales y medios alternativos.

    Para todos los seres humanos que creen en la paz y en la concordia entre las naciones hay un nuevo desafío y una nueva empresa: El fin de la guerra en Oriente Medio y dar pasos en dirección a la reconciliación y la convivencia pacífica entre los pueblos palestino e israelita, sacando de allí las manos de los mercenarios de la guerra, que la promueven desde poderosos países ajenos a la región.

    ​Partido Humanista Internacional, Federación de Partidos Humanistas

    Por Tomás Hirsch

    Tomás_Hirsch-100x100

     

    Dice Andrés Zaldívar: “ciertos acuerdos no pueden hacerse de cara a la opinión pública”. No pude dejar de recordar al Kiko, personaje de la serie El Chavo del Ocho cuando saltando repetía  “Chusma, chusma, no te juntes con la chusma”.

    En nada difieren las palabras del senador y las del Kiko. Uno chillón, el otro con un tono solemne, profundo y pausado propio de los salones que frecuenta, sienten exactamente lo mismo: desprecio por los demás.

    Luego del impacto inicial ante tal desprecio por la democracia de quien se define como “demócrata” y cristiano, me pregunto, ¿Se referirá el senador al acuerdo de la DC y los golpistas del 73 con Estados Unidos para derrocar a Allende y destruir la democracia en Chile? ¿O tal vez se refiere a los acuerdos secretos de algunos con Pinochet para asegurarse que “todo cambie” solo para que todo siguiera igual? ¿Estará hablando del acuerdo para no recuperar el cobre, para mantener las AFP, para privatizar el agua? ¿Se referirá tal vez a los acuerdos, también secretos, para no investigar los cientos de casos de corrupción de los últimos 24 años y dejarlos sin sanción? ¿Quizás se refiere a los acuerdos de hace unos años para aprobar la Ley de Pesca que favorecía directamente los intereses de sus familiares y amigos?

    ¿En que habrá estado pensando? Seguramente en todo eso y en mucho más.

    Al escuchar al senador vienen a mi memoria las palabras de Laura Rodríguez, quien fuera la primera diputada Humanista en 1990 y de quien conmemoramos este viernes 22 años de su prematura muerte. Laura escribió un brillante ensayo llamado “El virus de altura”, que forma parte de su libro “a quien quiera escuchar” y que será presentado este viernes 18 en el ex congreso nacional. De ese texto recojo solo unas pocas líneas que parecerán escritas hoy:

    “…He podido comprobar una y otra vez cómo las personas frente al poder se transforman. Quien ya no tiene problemas de estacionamiento, ni tiene necesidad de ir al supermercado, quien recibe trato especial en todo momento, no es la misma persona que cuando no contaba con todos estos privilegios. Los cambios externos producen modificaciones internas.

    Este cambio de la personalidad que se produce con el poder es el llamado “virus de altura”. Tiene las características de virus porque es esencialmente contagioso.

    Su contagio acecha en las esferas de poder, en los caminos para alcanzarlo, en el contacto con poderosos. No solamente amenaza con su contagio en los ámbitos políticos, sino en cualquier actividad humana en donde se genere cierto grado de concentración de poder en alguna persona.

    Los síntomas del “virus de altura” son de distinta especie. Por una parte se lo experimenta en el pecho como una suerte de escozor que da la sensación de amplitud y de dominio. Por otra parte se produce una amnesia brutal, convenciéndose que todos los logros que uno ha tenido han sido única y exclusivamente gracias a las propias aptitudes, olvidando el camino recorrido y cuantos colaboraron en él. Es de altura porque la sensación generalizada es de estar por encima de todo, especialmente por sobre las pequeñeces cotidianas de los seres humanos vacilantes y sufrientes. Se está y se existe solamente para lo importante, para lo elevado, lo “divino”. Se está en el Olimpo….”. Y luego continúa con su descripción.

    Escucho al senador explicando desde lo alto que no se pueden discutir las cosas a la vista de todos. Y no me cabe duda que mientras se acomodaba en uno de los mullidos sofás de la casa de algún dirigente de la Sofofa y sorbía lentamente su whisky, pensaba en lo importante que era ÉL (así con mayúsculas) para salvar a la patria de tanta chusma enardecida que pretendía opinar y participar de los cambios.

    Y como un eco escucho ahora al ministro Eyzaguirre explicando desde su propio altar que no se puede legislar con la calle. Es que tal como decía Laura, una de las principales características del virus de altura es que es altamente contagioso.

    Algunos le llaman a lo sucedido el retorno de la política de los consensos. Más allá del nombre que se le dé, el tema de fondo aquí es que una vez más se privilegian los acuerdos de cúpula a espaldas de la ciudadanía. Una vez más se desprecia de las aspiraciones de la mayoría para privilegiar los deseos e intereses de un muy poderoso lobby empresarial que consigue de esta manera imponer su voluntad. Todo termina en un nuevo abrazo cupular, en el que solo por pudor no levantaron las manitas, para evitar repetir el patético espectáculo de la Ley General de Educación LGE.

    Reviso el libro de Laura próximo a ver la luz y no puedo dejar de impactarme por lo actual de sus demandas y propuestas. Los derechos de los pueblos originarios, de las trabajadoras de casa particular, de los portadores del VIH, de las minorías sexuales, de los trabajadores de la salud son todos proyectos de ley que presentó hace más de 20 años y que siguen como aspiración. La educación como un derecho, la anulación de la Ley de amnistía, la ley de responsabilidad política, la igualación de sueldos entre diputados y el normal de los trabajadores del país, son propuestas por las que luchó inagotablemente. Y sobre todo, sobre todo, habló y luchó por abrir las puertas de la participación, de la paridad, entendiendo tempranamente que Chile somos todos y no solo unos pocos privilegiados habitantes de los salones imperiales.

    ¡Qué distancia entre la incoherencia de quien se ufana orgulloso de negociar con los dueños de este país, escondido de la gente, y la coherencia de quien legisló de cara a la gente y de espaldas a los poderosos!

     

    (Publicado en http://radio.uchile.cl/2014/07/15/andres-zaldivar-y-laura-rodriguez-la-distancia-entre-el-virus-de-altura-y-la-coherencia)

    Opinión Humanista

    Pressenza

    Por Beto Almeida, Emir Sader y Valter Xéu   Foto: Miguel Romero / Divulgación Presidencia de la República Para Rafael Correa, presidente de Ecuador, el aturdimiento en que cayeron las antiguas derechas nacionales e internacionales después d [leer más...]

    El juzgado primero de distrito del estado de Yucatán en México, canceló un permiso otorgado a la empresa Monsanto por parte de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), mediante el cual se pe [leer más...]

    Para ampliar las perspectivas en torno al paquete de enmiendas presentado por el Ejecutivo a la Asamblea Nacional y en este momento en manos de la Corte Constitucional, Pressenza entrevistó a Rosana Alvarado, Asambleísta de Alianza País, el [leer más...]

    Ante la guerra de declaraciones sobre la creación de una nueva Constitución para Chile, El Desconcierto conversó con el historiador y premio nacional sobre cómo enfrentan la discusión los políticos y los movimientos sociales. A raíz de la c [leer más...]

    Hace diez años nadie creería lo que hoy día está llegando a todos los rincones, y es el hecho de que las empresas alemanas están ganando fuerza en el comercio de armas. Alemania continúa situada en el puesto número tres del ranking de paíse [leer más...]